Social Icons

google plus Canal en YouTube

30 de diciembre de 2012

Campaaaaaana y (casi) se acabó

Este año casi llega a su fin. Mañana a las 12 volverán a sonar las campanadas y... adiós al 2012, ese año en que se acababa el mundo. Y aunque el mundo no se acabó la mayoría de las cosas sí que terminan. Años, trabajos, amores, libros, blogs, canciones e incluso algunos amigos tienen fecha de caducidad.


Alguno quizás piense que casi he plagiado el título de hoy y así es. Desde aquí le debía un guiño especial a un blog que echó el cierre hace unos días y no se me ocurrió mejor ocasión que hacerlo en este post sobre finales de casi final de año.

Y ahora, al lío. No me extenderé mucho, que no son fechas...

La película. Aunque pudo ser el principio de una gran amistad también fue el final de un gran amor. Una de mis películas favoritas, a pesar de (o gracias a) su final, es Casablanca, un clásico que se puede elevar al nivel de obra maestra.


El libro. Antes decía que casi todas las historias tienen un final pero, hay algunas que se descubren cuando somos pequeños y que se quedan en nuestra memoria casi, casi para siempre. Es el caso de mi libro de hoy, La historia interminable, otro clásico inolvidable.

Portada de La historia interminable

La canción. Al igual que el año este post también llega a su final y lo hace igual que todos los domingos, con música. Bajamos el telón con Bienvenido al final, de Deluxe.


Feliz domingo, feliz final de año y feliz 2013 para todos.


28 de diciembre de 2012

Grandes éxitos de otros 2012 Vol. 2

Hoy los Niños Mutantes y sus Grandes Éxitos de Otros siguen sonando por aquí. Ayer nos quedamos a medias con el recopilatorio anual de entradas así que hoy sigo por donde lo dejamos. Si te perdiste la primera parte puedes leerla en este enlace.


Como decía ayer, quizás no sean los post más conocidos, elaborados o comentados pero son entradas que en su día me gustó leer y que hoy vuelvo a repasar antes de que termine el año.
  • Pude sentir que miraba a través de los ojos de Gisela y nos hizo sentir su historia casi como si fuera nuestra. Me resultó muy emotivo leer Volveré con mis ojos de pediatra en Hij@s de Eva y Adán.
  • Con Basta de poner la cama #theCofiaDay de La Comisión Gestora se intentó dar visibilidad a una profesión enfermera maltratada por propios y por extraños.
  • A pesar de todos los pesares yo sigo creyendo en la gente y en el trabajo en equipo. Por eso me gustó leer De trabajo en equipo y otras historias en Las TICs en EpS.
  • Porque son expresiones de mi tierra y la tierra tira mucho y porque es empezar a estudiar estas Lecciones de villarrubiero y no poder parar de reír. Es difícil elegir una sola, pero como termina el año y vamos con prisas me quedo con la 27ª lección: “echar una corría”.
  • "Sólo" tres palabras hicieron falta para escribir una historia triste pero preciosa que a muchos nos tocó el alma. Este año, mi relato imprescindible en Melmastia es, sin ninguna duda, La asistenta.
  • Sólo necesitaría un poco de música, algunos amigos, un puñado de sonrisas y un trocito de Membrillo con canela en mi maleta para volver, sin ninguna duda, A cualquier otra parte.
  • Mi blog favorito de música se llama Mi canción de hoy. En 9 crimes - Damien Rice  podéis degustar una canción de esas que te ponen los pelos de punta.
  • Es el turno de una de las reflexiones que más me ha gustado este año. Porque mi sentimiento es muy parecido pero yo no hubiera sabido contarlo tan bien... Yo también me balanceo en Mi columpio para repetir que No me gusta cómo funciona este mundo.
  • Éramos pocos y... apareció una nueva aplicación móvil de salud. O como leemos en Mira que béNo teníamos webs y llegaron las apps. Incluso se llevó a cabo un tweetup para debatir sobre el tema (conclusiones aquí).
  • En lugar de "con un pan debajo del brazo" hoy los niños vienen con un dispositivo electrónico en la mano. Porque son vulnerables a los múltiples peligros que puede tener la red, si tienes un hijo y un ordenador debes que conocer el Programa de protección de princesas de Perdidos en Pandora.
  • De S de Salud no voy a destacar sólo una entrada, voy a recomendar una sección entera porque me encanta. Se trata de Recetando links.
  • Mi gran éxito de Salud con cosas no podía ser otro que Redes sociales y emergencias: el caso de #ardevalencia. Mucho más que un post para enmarcar. Bien investigado, bien trabajado y bien escrito. 
  • Como decíamos antes, la existencia de múltiples aplicaciones móviles de salud es una realidad, pero también lo es La brecha entre las Apps de salud y los consumidores como leemos en Salud conectada. Recomendable no sólo el post, algunos comentarios parecen dar en la diana.
  • Las redes sociales ya forman parte de nuestro día a día, en el terreno personal y en el laboral. Pero ¿las utilizamos bien? En Signos vitales 2.0 y en sus comentarios nos hablan del Uso responsable de redes sociales por profesionales sanitarios.
  • Aunque hace unos días que echó el cierre, SobreviviRRHHé! nos ha regalado casi un año de buenos post. Soy muy fan de la educación sanitaria a la población de cualquier edad, por eso me gustó saber que uno de los personajes más queridos por los niños se preocupaba por la diabetes. Lo descubrí leyendo Caillou y la diabetes tipo 1.
Evidentemente no están todos los que son pero sí son todos los que están. Como decía el año pasado aquí no hay amiguismo, aunque algunos de los autores de estos blogs son amigos. Pero igualmente digo que a muchos otros ni les conozco. Sólo son post que me ha gustado leer, sin más. Y a quién no le guste pues que lea otra cosa.

Y antes de la canción quisiera hablar de mi gran éxito: tú. Tú que has mejorado alguna entrada con tus aportaciones, tú que has ayudado en la difusión de algún post o tú que has pasado por aquí sin hacer ruido. Gracias.

Y ahora sí, Niños Mutantes suenan por última vez.






27 de diciembre de 2012

Grandes éxitos de otros 2012 Vol. 1

Como decía el año pasado... En 2007 el grupo granadino Niños Mutantes recopilaba algunas versiones que habían tocado a lo largo de su carrera y publicaba un disco llamado Grandes éxitos de otros. Un disco que me encanta. Y como es un disco que me sigue encantando, yo sigo siendo errante y me gustó mucho escribir ese post el año pasado, hoy repito publicando "Mis" grandes éxitos de otros 2012, pero esta vez en dos entradas, la que lees ahora y otra que se publicará mañana. 


Al igual que decía en 2011 quizás no sean los post más conocidos, elaborados o comentados pero son entradas que en su día me gustó leer y que hoy vuelvo a repasar antes de que termine el año. En orden alfabético (si no me he equivocado) estos son Mis primeros grandes éxitos de otros del 2012. 
  • Algunas entradas de A propósito de un caso no se leen, se paladean despacio disfrutando del regusto que deja cada párrafo. Y otras como Esa mama es mía nos enseñan a evitar problemas.
  • Aunque por razones obvias me encantó ver en un post de Carpe Diem el formato peli, libro y canción, este año me quedo con Érase una vez..., una entrada sobre un libro muy especial.
  • Más que por el post en sí me quedo con Carnaval de... cuidados de Cuadernillo d@ enfermeir@, por la conversación enfermera que llegó a generar, contando incluso con un hueco en wikisanidad.
  • Una de mis webs enfermeras de referencia es y será Cuidando.es y de ella voy a destacar un post enfermero por los cuatro costados Intercambio de información sobre los pacientes: los “relevos”.
  • ¿Puede ser la telemedicina otra forma de asistencia sanitaria?. En ¿Teledermatología o “dermatomancia”? de Dermapíxel conocemos un trocito de la realidad actual de la dermatología a distancia.
  • Porque las hemos escuchado o las podemos escuchar todos y porque acabé el post con una sonrisa, aún recuerdo las Frases lapidarias en la consulta del pediatra del Diario de una mamá pediatra.
  • Sin duda el gran éxito del año de El blog de la doctora Jomeini ha sido la publicación de su libro, pero como hoy hablamos de post, aún recuerdo cuánto me reí al leer El yogurazo.
  • Cada vez hay más información sobre salud en internet. El Blog de Rosa nos ayuda a reconocer webs fiables y nos enseña a realizar una Búsqueda saludable de confianza en la red.
  • Para mejorar la seguridad del paciente es necesario analizar y afrontar los errores médicos. No para buscar culpables, sino para evitar que vuelvan a ocurrir. Es muy recomendable la lectura de El caso de Rory Stauton en El Gerente de Mediado.
  • El siguiente post más que un sabor a éxito a muchos nos dejó un sabor agridulce. Dulce por la vuelta a la carga de la jefa de El marsupio y amargo por su experiencia con el personal sanitario. Imprescindible y sorprendente es no sólo el post sino también los comentarios de La de la 4-3.
  • Acompañar a lo largo de la vida es importante pero también lo es acompañar en la muerte. Y es duro, muy duro, a veces la coraza no es suficiente... No hay más que leer No es una llamada cualquiera en El Palote para entender de lo que hablo.
  • Muchas entradas sobre salud de El Supositorio podría destacar hoy, pero un relato y su pregunta final me gustó especialmente y me hizo reflexionar. Me quedo con Relatos de verano: En la playa.
  • Porque casi siempre nos centramos en el paciente y olvidamos a los cuidadores y porque a veces se echa en falta más corazón y menos cabeza, mi gran éxito de ENFERMERA 2.0: la mirada enfermera es En el Día Mundial de la #Diabetes: Gracias a los CUIDADORES un post sobre cuidadores escrito con el corazón.
  • De Enfermería Basada en la Evidencia destaca, por su utilidad, Cómo incluir el estilo Vancouver en los estilos bibliográficos de Word 2010.
Termino con una canción incluida en el verdadero Grandes Éxitos de Otros.



Y mañana el resto en el Vol. 2...




    23 de diciembre de 2012

    Domingo en Navidad

    Estando en las fechas en las que estamos y ya que por el momento seguimos por aquí, voy a aprovechar esta entrada para desearos a todos feliz Navidad. Y como mañana es Nochebuena y hoy domingo lo haré con una película, un libro y una canción.

    El portal de Belén de Dani

    La película. Aunque ya salió un domingo es mi película navideña por excelencia y una de mis favoritas en cualquier época del año. Por sus historias, por sus personajes, por su música, por Londres, porque me transmite buenas sensaciones y porque me saca un sonrisa en muchos momentos. Porque el amor está en todas partes, también en Navidad, mi película de hoy es Love actually.


    El libroCon este fantasmal librito he procurado despertar al espíritu de una idea sin que provocara en mis lectores malestar consigo mismos, con los otros, con la temporada ni conmigo. Ojalá encante sus hogares y nadie sienta deseos de verle desaparecer. Este es el prefacio de Cuento de Navidad (o Canción de Navidad), un clásico con el que Charles Dickens remueve conciencias y nos hace reflexionar sobre el comportamiento humano. Imprescindible.

    Cuento de Navidad

    La canción. Si el eslogan por excelencia en estas fechas es "Vuelve a casa por Navidad" yo no voy a ser menos y a él le voy a dedicar mi canción de hoy. Terminamos este domingo de navidad con Christmas (Baby, Please Come Home) de Darlene Love.



    Paz, amor y feliz Navidad para todos.


    16 de diciembre de 2012

    Domingo... con un par!

    Ya no queda nada, si ayer publicábamos el último sábado sabadete, hoy le toca el turno a nuestro último Domingo con... y aunque no era nuestra intención, parece que estos últimos posts están siendo un compendio de agradecimientos y menciones a grandes amigos de esta casa.

    Y antes de irnos, nos apetecía volver a hacer un nuevo intercambio de casa con mi querida Pi, la guapísima @pilidorita, así que mi post nº 996 realmente se ha publicado aquí, en su Pildorita 2.0, porque nos apetecía muchísimo volver a hermanar nuestros blogs antes de que se cierre para siempre.

    Y aunque mis SH y yo somos más un cuarteto que un par, hemos decidido dedicar este domingo a los pares, ya llegarán tiempos de hacer tríos, jijiji... pero hoy toca publicar aquí, así con un par, peli, libro y canción sobre parejas. Espero hacerlo bien, que ésta no es mi especialidad; lo de peli-libro-canción digo, no lo de las parejas, jajaja...


    PelículaKramer contra Kramer. O peliculón más bien, ya tiene sus añitos, los más jovenzuelos igual no la han visto siquiera, pero creo que es una de esas películas que nunca pasan de moda.

    Cuando Ted Kramer (Hoffman), un ejecutivo de publicidad, es abandonado por su mujer (Streep), tiene que hacerse cargo por primera vez de su hijo: deberá conquistar el afecto del niño y hacer de padre y madre a la vez, sin descuidar su carrera profesional. Lo dicho, como la vida misma, pero no ya en 1979, que es cuando se rodó, sino de hoy mismo, y mañana si me apuras.

    LibroUn par de ojos azules. Una indagación en la feminidad por uno de los novelistas ingleses más importantes de finales del siglo XIX. Elfride, una bella joven de ojos azules, se verá atrapada entre dos hombres: el aniñado arquitecto Stephen Smith y un viejo hombre de letras, Henry Knight. Ambos acabarán peleándose por Elfride y arruinarán su amistad. Una novela sobre la naturaleza del amor y la fatalidad del deseo. 

    Ahí es nada, la naturaleza del amor y la fatalidad del deseo, que se dice pronto, jajaja...

    Canción: lo siento, no he podido resistirme a la tentación, jajaja... Este vídeo se lo dedico, con permiso del gran @_queque_ a grandes parejas como Carlota y Oscar, fue un placer conoceros hace unos cuantos fines de semana. Temazo de Alex Ubago, que luego versioneo también en pareja con Amaia Montero, gran pareja de... donostiarras, jajaja...



    Muchísimas gracias Pilar, por prestarte a realizar este experimento conmigo una vez más, sabes de sobra que aunque se cierre SobreviviRRHHé! siempre te llevaré en el corazón... y en el whatsapp, jajaja...

    Ah, y al que se haya quedado con las ganas de leer a la autentica Pilar y sus magnificas entradas dominicales, la tenéis ya mismico aquí.



    12 de diciembre de 2012

    #Diferencia_T: Doce meses que me hicieron diferente #CarnavalSalud

    Ya hace un año que arrancó Mírame, diferénciate (oficialmente, porque realmente todo empezó mucho antes) y aunque terminan doce meses intensos estoy convencida de que la esencia de la iniciativa perdurará en nosotros mucho tiempo. 


    Ahora toca hacer un alto en el camino y reflexionar sobre su impacto. Para ello se nos propone participar en un Carnaval de la salud intentando dar respuesta a las siguientes cuestiones: ¿Qué ha significado para ti esta iniciativa? ¿Crees que ha promovido cambios? ¿Consideras que proyectos de este tipo, nacidos en la redes, pueden incidir en el mundo analógico?

    Para mí Mírame, diferénciate ha significado varias cosas, la primera y principal ha sido su repercusión en mi trabajo. Realmente los pequeños gestos marcan la diferencia, también en la atención sanitaria. No debemos olvidar que estamos trabajando con personas, por muy bien que realicemos nuestras técnicas e intervenciones nunca seremos profesionales completos si dejamos de lado la parte humana. Por eso quiero resaltar que la idea de humanizar la atención sanitaria debe permanecer en el tiempo.

    He tenido la oportunidad de vivir esta iniciativa desde dentro, al menos un poquito y sin hacer mucho ruido. Vi sus inicios, intenté estar durante su desarrollo y ahora, cómo no, también quiero estar. Mi participación en iniciativas colaborativas empezó no hace mucho tiempo, por eso y por su objetivo Mírame, diferénciate siempre será especial. 

    Aunque he intentado colaborar desde el principio he de asumir que me he ido desinflando con el paso del tiempo. Al empezar todo eran ilusión, ideas y ganas de hacer cosas, pero poco a poco y por diferentes motivos la cosa fue decayendo. Por ello no quiero olvidarme en esta entrada especial del alma de Mírame, diferénciate, de una persona que ha creído y trabajado muchísimo desde el primer día hasta hoy para conseguir que la cosa fuera "pá'lante". Gracias por tu trabajo, Serafín.

    Y por supuesto, estoy convencida de que Mírame, diferénciate ha cambiado el modo real de actuar de  algunos profesionales, tanto a través del mundo analógico como del mundo digital. No hay más que ver la cantidad de centros que se han sumado a la iniciativa (alguien quedará que siga teniendo presente esos pequeños gestos en el trabajo) y la gran acogida que ha tenido y tiene en las redes sociales. 

    En resumen y para terminar, a mí me ha servido para mejorar como profesional con mis pacientes y para aprender con el trabajo de algunos compañeros. Por todo ello sólo puedo dar las gracias y decir:

    Señores, ha sido un placer. Aunque pase el tiempo, por favor, no dejen de diferenciarse nunca.







    9 de diciembre de 2012

    Everybodys' changing (todos están cambiando)

    Aunque hoy el título del post nos lo da una de mis canciones favoritas de Keane, Everybody's changing, esa no será la canción de hoy (porque no la voy a elegir yo, ¡hay visita!) pero su letra es perfecta para introducir esta entrada de domingo en la que tengo libertad para elegir título e imagen.

    Nada permanece igual en el tiempo, todo y todos cambiamos, unas veces para mejor y otras para peor, unas veces queriendo y otras sin querer, unas veces luchamos contra el cambio y otras, simplemente, cerramos los ojos y nos dejamos llevar.

    Nuestra forma de pensar, de sentir y de vivir se va modificando con el tiempo pero, sobre todo, con lo vivido. Y la de aquellos que nos rodean también, aunque a veces nos duela. 

    Hay muchos tipos de cambios. Lugares donde antes nos moríamos de ganas por volver y que hoy sólo son un punto más en el mapa. Costumbres que nos encantaba revivir y que ahora no son más que rutinas. Amigos que ayer nos acompañaban en nuestro viaje y a los que encontrábamos a la distancia de un café o de una llamada y que hoy casi son desconocidos con los que, a veces, intercambiamos alguna frase de cortesía. Cambios... Ya lo dice la canción "todos están cambiando y yo no sé por qué". ¿O seré yo la que cambie? Quizás seamos todos...


    Pues como yo no lo sé y ya me he extendido bastante con la introducción voy a dar paso al autor de la selección de hoy, a ver si él nos saca de dudas. Hoy la pildorita cambia de dueño y pasa a ser propiedad de un amigo del norte y del Athletic, Iñaki Etxeberría. Desde ya escribe él. 

    La película. Un mundo nuevo por evangelizar y diferentes maneras de hacerlo. Dos formas de enfrentarse a una nueva realidad. Y en el camino, situaciones que van poniendo a prueba convicciones y actuaciones. Cambio, crisis y contradicciones en La Misión, de Roland Joffé, una película que aguanta muchas miradas. 

    Un hombre de paz que lleva sus valores hasta el extremo y un hombre de guerra que busca su sitio entre los hombres de paz y mantiene una lucha consigo mismo. Tribus indígenas con sus normas, y códigos en contraste continuo con las normas y códigos de los jesuitas. Todos mostrándose como son pero pocos aprendiendo de los otros. Una película bella y preciosa por sus paisajes y música además de por todo lo que nos cuenta.


    El libro. ¿Qué pasaría si la persona con la que alguien convive desde hace tiempo y en la que ya sólo vemos defectos y casi ninguna virtud, empieza a cambiar y ser tal y como siempre hemos deseado que fuera? Ese es el planteamiento de Cómo ser buenos de Nick Hornby

    Libro irónico, corrosivo y divertido que plantea el punto de vista de una mujer inglesa de mediana edad, médico y madre de familia (ambas cosas) sobre una época de su vida en la cual todo se tambalea y lo establecido y conseguido es cuestionado. Cambio, crisis y contradicciones. ¿El amante que llena de fantasía tu vida sexual aunque en último momento te deje indiferente o el previsible pero eficaz marido que sabe tocar las teclas adecuadas para llevarte al paraíso? ¿Es la vida arte o ciencia? Todo eso y más.


    La canción. “Siempre hay quien quisiera ser distinto / nadie está conforme con lo que le tocó...” De este modo comienza una canción que en cada verso y en cada estrofa va dejando ideas en las que merece la pena detenerse. Llena de paradojas y sentencias nos deja vislumbrar que a veces en las contradicciones está la chispa que nos hace ver el camino por donde seguir. Cambio, crisis y contradicciones. Caminos equivocados y búsquedas continuas. Mejor sin armas, o si nos dejan escoger una, elegir aquella que con facilidad se nos olvida, la ingenuidad propia de una niña, la protagonista de la canción de hoy, Y Mariana, de Silvio Rodríguez.

    Explica el autor sobre esta canción que se le ocurrió después de estar con un grupo de niños. Conversaban sobre qué querían ser de mayores. Uno dijo que carpintero, otros futbolistas y otros, médicos, abogados...etc. Y estaba Mariana, que cuando le tocó a ella, Mariana dijo que ella..., que ella quería ser canción. Y así fue...


    Muchísimas gracias Iñaki por dejar tus títulos por aquí y por invitarnos a reflexionar sobre un tema que da para mucho más que una entrada. Tu visita ha sido un lujo, me has dado casi todo hecho y tu selección es excelente, gracias de nuevo y vuelve cuando quieras.

    La vida y las personas estamos en cambio constante así que tocará adaptarnos, aprender y convivir con ellos. Feliz domingo para todos.



    4 de diciembre de 2012

    Aventuras y desventuras de una enfermera rural

    Esta semana es diferente, es más corta y se lleva de otra manera. Así que hoy voy a escribir algo distinto, no es un post de cuidados para pacientes o enfermeros. Tampoco es una entrada de domingo, con película, libro y canción. Es algo que tengo pendiente desde hace mucho tiempo.

    Hoy voy a contar tres historias. No tienen por qué haberme pasado a mí, o tal vez sí o quizás me las han contado, pero eso da lo mismo. Lo cierto es que están basadas en hechos reales, aunque los nombres no corresponden con los protagonistas de verdad. Y he puesto enfermera en el título por englobar a todos los sanitarios en uno solo y porque me tira más, pero sus protagonistas pueden ser otros profesionales del gremio. Son anécdotas divertidas, extrañas e incluso surrealistas que le pueden pasar a cualquiera que trabaje en un centro rural y a veces, no tan rural. Empiezo.

    María es una enfermera que trabajaba en un pueblo pequeñito. Un día tras finalizar su jornada laboral se disponía a marcharse a casa. Había sido un día largo, se había pasado media mañana en la calle haciendo "los avisos" y tenía ganas de irse a descansar. Pero cuál fue su sorpresa cuando tuvo que detener el coche unos minutos sin poder avanzar para salir del pueblo.  Y no es que fuera un pueblo con excesivo tráfico, repito que era más bien pequeño, pero allí, en medio de una de las calles principales que llevaba a la carretera general, estaban ellas. Un grupo de amigas lanudas, impacientes, ruidosas y juguetonas, pasando sin miedo ni prisa cerca del coche de aquella extraña que las miraba y alucinaba al mismo tiempo.

    Mientras esperaba a que se despejara la calle, María ya no pensaba en lo duro que había sido el día, ni en que tenía hambre, ni en llegar a casa. Sólo quería dormir...




    Manuel tenía 76 años, muchas ganas de hablar, mucho tiempo por ocupar, una mujer que le regañaba constantemente y un nieto listísimo de treinta y tantos años al que quería buscarle una novia. Y se cruzó por segunda vez en el camino de Ana, la sustituta que ese día pasaba la consulta de Alberto, que estaba saliente de guardia.  Hace unos días a Manuel le acompañaba su nieto pero hoy venía solo.

    Era un día tranquilo, la mañana estaba ya muy avanzada y casi todo el trabajo estaba terminado, no quedaban más pacientes en la sala de espera así que en principio no había motivo para apremiar a Manuel. Escuchar también ayuda y encontrar a alguien con quien desahogarse es difícil así que hay que aprovechar las oportunidades que se presenten. Ana le preguntó que cómo estaba y Manuel empezó a contar su historia...

    - Ay, señorita, estoy deseando salir de casa y venir aunque sea a por recetas para no escuchar a mi mujer. No hace más que regañarme... 
    - Vamos hombre, ya será para menos, ¿qué necesita?
    - Suerte, necesito tranquilidad y suerte. Yo de joven fui torero, pero tuve mala suerte con los toros y con las mujeres. Tuve una novia en cada pueblo en que toreaba y al final, acabé casándome con la más gruñona y la más celosa...
    - Pero hombre, Manuel, no diga eso. Seguro que no es para tanto. ¿Seguro que se está tomando bien las pastillas?
    -  Quizás a veces exagero un poco, pero otras veces no. Ayer mismo quería ver los toros y no me dejó porque estaba viendo a "la de Jesulín", así que me fui al bar de un amigo. Y resulta que cuando volví también se había enfadado. Es muy celosa, cuando salgo sin ella piensa que me voy con otras mujeres... Qué más quisiera yo, pero a mi edad...
    - Jajajaja, ¡pero Manuel! Volvamos a las pastillas de la tensión, ¿cuándo se toma ésta?
    - Por la mañana, cuando desayuno, me las tomo bien, no se preocupe. De la medicación se encarga a veces mi nieto. Es muy listo ¿sabe?, también se pone a hacer cosas con el ordenador, como usted... ¿Se acuerda de mi nieto?
    - Eh, sí, claro, claro... pero no se enfade con su mujer, no le viene bien ponerse nervioso. ¿Necesita algo más? ¿Tiene alguna pregunta sobre el tratamiento?
    - No señorita, sólo me hacía falta eso, gracias por escucharme, la próxima vez volveré con mi nieto y así le explica usted todo mejor y hablan un rato ¿le parece bien? Le manda recuerdos. Hasta la semana que viene.
    - De acuerdo, adiós Manuel.

    A Ana se le terminó el contrato y no se volvió a cruzar con Manuel, el hombre que había tenido mala suerte con los toros y con las mujeres.




    Eran casi las nueve de la mañana y Luz empezaba un día más en una consulta no del todo desconocida pero con unos pacientes que sí lo eran. Eran dos hombres, hermanos, dos pacientes comunes con los que empezar la consulta. O eso creía ella...

    - Buenos días, teníamos revisión hoy con la enfermera, ¿no está?
    - Buenos días, hoy su enfermera no está, seré yo la que les haga la revisión... [...] Veo que son diabéticos, me gustaría medirles la glucosa, ¿han venido en ayunas?
    - Vaya, pues... no. Realmente ya hemos tomado un poco de vino.
    - ¿Ya? ¡Pero si no son ni las nueve! ¡Pues pronto empezamos!
    - Disculpe señorita, somos sacerdotes y venimos de oficiar la misa de las ocho...
    - Ah sí... pues... otro día entonces...

    En ese preciso instante Luz deseó con todas sus fuerzas hacerse invisible, pero no lo consiguió. La opción de esconderse debajo de la mesa o de salir corriendo de la consulta también pasó por su cabeza. Pero no, mantuvo el tipo, acabó la consulta e hizo pasar un rato memorable a sus compañeros cuando les contó lo ocurrido en el rato del café.



    Y estas son las tres historias, se han quedado muchas más en el tintero así que lo mismo otro día contamos alguna más.


    Y tú, ¿tienes o te han contado alguna historia que compartir? ¿Te animas a contarla?


    2 de diciembre de 2012

    Santo Domingo

    Pues eso, que como ha llegado el frío así de repente (lo sé, estamos en diciembre) y la que escribe lleva dos días sin sentir los pies, me he puesto a pensar en sitios donde ahora se tiene que estar muy a gusto, por ejemplo, en Santo Domingo.

    Foto de Max Bosio en Flickr
    Y ahora ya en serio y dejando de lado el festival del humor, que no es lo mío ni por asomo, paso a contaros los tres títulos de hoy, que no tienen nada que ver con Santo Domingo pero que un poco de santo santo sí que tienen por algún sitio y como es domingo... Espero que os gusten.

    La película. Forma parte de la trilogía de aventuras por excelencia, esta vez buscando algo santo. Un gran título lleno de acción con unos actores excepcionales que dan vida a un padre y un hijo en busca de El Santo Grial y, por qué no, buscándose también a sí mismos. Sin olvidarnos de una canción ya mítica... Harrison Ford y Sean Connery protagonizan Indiana Jones y la última cruzada, de Steven Spielberg


    Mención especial en mi película de hoy merece el guapísimo y malogrado River Phoenix. Aunque su papel fuera secundario tenía que ponerlo. Hace ya muchos años, el primer póster que pegué en una carpeta era suyo...

    El libro. La injusticia, la rutina y las desigualdades sociales en un entorno rural son las tristes protagonistas de esta historia donde los señoritos mandan y los criados, además de ser humillados, obedecen. Magníficamente llevaba al cine por Mario Camus años después, el libro de hoy es Los santos inocentes, de Miguel Delibes.



    La canción. Hace ya algún tiempo que no pongo ninguna canción de Los piratas y mirad qué casualidad, tienen una que lleva algo de santa en el título y además me encanta, así que hoy le va a tocar. A veces  nos centramos tanto en nosotros que no vemos lo que le pasa a los que nos rodean. Estamos tan ocupados viendo la tele, algún anuncio tan bien realizado y tú estabas tan triste y yo despistado... Y eso poco a poco va pasando factura. Os dejo con mi canción de hoy, la última versión de Santa adrenalina, un temazo de Iván Ferreiro.



    Feliz domingo para todos.



    Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
    Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...